Secretos y falsos mitos de la PISoc en la revista del COPPA
Este miércoles, 15 de mayo, se presentaba la publicación semestral del Colegio Profesional de Psicología de Aragón, que, en este caso, aborda la Psicología de la Intervención Social en España.
El Colegio Profesional de Psicología de Aragón (COPPA) presentaba este miércoles el segundo número de su revista profesional en su sede colegial. Una publicación que aborda un tema muy actual a la par que desconocido como la Psicología de la Intervención Social en España desde distintos puntos de vista. Tras una breve presentación de Lucía Tomás, presidenta del colegio, que quiso dar la bienvenida a todos los psicólogos y psicólogas que no dudaron en acercarse hasta la sede, sita en San Vicente de Paúl, Mayte Iranzo, vocal de Psicología de Intervención Social del colegio, era la encargada de explicar los contenidos y las distintas colaboraciones llevadas a cabo. 

“Es importante recordar que a lo largo de nuestra vida todos somos susceptibles de necesitar el apoyo de un equipo de intervención social -más comúnmente conocido como Servicios Sociales-, por suerte, en Aragón contamos con grandes equipos de profesionales”, apuntaba. Se trata de una rama de la psicología caracterizada por una continua derivación y constante relación con otros ámbitos de la profesión, sobre la cual pesa un profundo desconocimiento.

“A lo largo del día llevamos a cabo miles de gestiones de todo tipo, ya que nuestro trabajo va mucho más allá de lo que parece. La gente piensa, ya llegarán los de Servicios Sociales a solucionarlo. Y a veces, lo conseguimos”, reivindicaba.  

En el segundo número de la revista se abordan algunos de los retos más actuales de esta especialidad en materias diversas como la violencia filioparental, la desprotección infantil, las relaciones de pareja y los cambios familiares, de la mano de un gran equipo de profesionales de toda España que han contribuido con sus experiencias a la elaboración de esta publicación.  

“Creemos que es necesario seguir trabajando en esta línea, para dar a conocer nuestra profesión tanto dentro como fuera de nuestro colegio, incluyendo a la ciudadanía”; concluía Tomás.

La cita finalizaba con un ágape para los y las presentes, que además de llevarse los dos primeros números de la revista profesional se hicieron con un obsequio corporativo.